Obra: Dr. Ramón. NQN PLAZA
Propietario: Emprenurban
Ubicación: Neuquén
Proyecto: Urgell – Penedo – Urgell, Arquitectos Lynch Pierantoni López Vago Rodríguez.
Equipo de proyecto: Enrique Lynch, Enrique Talenton, Lucas Pulice, Milagros González Echeverria, Natalia Posniak, Josefina Torello, Ezequiel Mill, Debora Bellagio.
Superficie total: 78.000 m2
Año de proyecto: 2016

Memoria
El emprendimiento que nos proponemos edificar se inscribe en un límite. El lugar donde la geografía ha determinado el fin de la traza urbana, el borde donde termina la cuadrícula de calles y manzanas regulares. El proyecto acepta el desafío y propone un basamento-zócalo para resolver la compleja situación producida por un terreno en forma de “L”, con gran diferencia de altura entre frente y fondos, que se convierte en una oportunidad para manifestar la relevancia de esa topografía tan particular. Así, la arquitectura interviene dando forma al frente irregular de la barda. Ordena y resuelve el encuentro entre el límite edificado y los pliegues naturales y abruptos del terreno.
Con la voluntad de relacionar las alturas previstas en nuestra propuesta con aquéllas de los volúmenes proyectados en el emprendimiento vecino, se persigue el difuso objetivo de completar una idea, subyace una voluntad de orden, de asociación, de dar impresión de conjunto. Producir una suerte de discurso compartido en esta parte de la ciudad, que enuncie con contundencia el carácter nuevo de todo un sector urbano.
Contribuir a lograr escalas urbana y humana amigables es otra de las claves en la estrategia de conformación del basamento continuo y sinuoso, que a la vez se asocia con su par del conjunto de edificios adyacentes, aspirando a mejorar la experiencia ciudadana sobre la ensanchada calle Dr. Ramón.
Ese basamento resuelve también de manera articulada los ingresos a los edificios, y todas las complejidades y relaciones entre los diferentes usos del conjunto. Halles de acceso a oficinas, locales comerciales, estacionamientos y sus flujos, son naturalmente ordenados dentro de esta porción edificada de la meseta patagónica.
Una vez sobrepasado el nivel del “conflicto topográfico”, dos prismas edificados deliberadamente netos y regulares, emergen con voluntad de convertirse en íconos que destaquen por sobriedad y elegancia en el nuevo skyline de la ciudad.

Contacto